Temacapulín: Agua, no represión

Babel
Temacapulín: Agua, no represión
Javier Hernández Alpízar
Desde su nombre la palabra “presa” suena mal. Huele a prisión, a impedimento de la libertad. La sabiduría popular es en este caso irrefutable: Agua que no has de beber, déjala correr. Agua que se estanca, se pudre.
Cercenar un río ha sido siempre a la larga cercenar la vida. El agua y la fotosíntesis son dos de las cosas más raras y valiosas e insustituibles del mundo. Son capaces de limpiar, absorber la suciedad, purificar, dar vida. La fotosíntesis es el único proceso cósmico conocido hasta ahora que va contra la entropía, produce formas de energía superiores: orgánicas, vivas, a partir de lo inorgánico y de la luz solar. Todos los demás procesos son lo contrario, degradan sin remedio la energía a formas inorgánicas, de manera irreversible.
Por algo los pueblos antiguos, los indígenas del planeta, han considerado sagradas el agua, los ríos, los lagos. No eran idólatras, no son idólatras, son sabios. Los wirráricas consideran sagrado Wirikuta, un sitio en el desierto del Real de Catorce. Más todavía, el agua.
Incluso en occidente la sabiduría popular valora el agua y su libre correr, como en los refranes citados. Aforismos de distintas culturas dan testimonio de lo importante del agua. El vivir la escasez y la sequía lo traen a la cotidianidad.
Nadie puede beber agua de un espejismo, dijo Han San. No obstante, la civilización que produce riqueza para unos cuantos, a partir de generar la escasez para casi todos no entiende. Nada respeta. Ni el agua.
En Temacapulín quieren imponer por la fuerza, contra la voluntad de los pobladores del lugar y de lugares cercanos que serían inundados, la presa El Zapotillo.
Ante el hecho de que flagrantemente las autoridades federales y las estatales de Jalisco y Guanajuato no han respetado la ley, puesto que los opositores a la presa, el Comité Salvemos Temacapulín, Acasico y Palmarejo, han ganado legalmente el parar la obra, los lugareños tuvieron que recurrir al único camino que les dejaron: Oponer sus cuerpos, arriesgarse a la represión violenta (violencia ilegítima para imponer un proyecto ilegal) por parte de gobiernos incapaces de hacer cumplir las leyes cuando son un estorbo para sus negocios.
Los ojos del mundo están puestos en Tecama, como dice la campaña. Pero el poder tiene mucho dinero que ganar con la devastación del medio ambiente y el desplazamiento forzado de las poblaciones, por ello ya acosa y amenaza con el desalojo violento a quienes en plantón se declararon, desde el 27 de marzo, en resistencia hasta el cese definitivo de la obra.
Por ello están en alerta roja prácticamente todas las redes de derechos humanos en el país, porque en este caso se juegan los derechos humanos, el respeto a la ley por encima del lucro, el respeto a la autodeterminación de los pueblos y su derecho al territorio, el medio ambiente (como llamamos con lenguaje torpe a lo que los pueblos indios llaman con conceptos más claros).
Para el poder, como siempre, por ejemplo fue antes en Atenco, respetar la voluntad de los pueblos es un mal ejemplo (por eso PRI- PAN y PRD no aprobaron los Acuerdos de San Andrés): porque proyectos para represar el agua, para producir energía o darle usos industriales, los hay por todo el país. Y piensan imponerlos a rajatabla: Violando las leyes, atropellando los derechos humanos, usando a la policía y al ejército contra las comunidades como lo han hecho en La Parota, Guerrero.
Además, hay otros proyectos sucios, altamente contaminantes como la extracción a cielo abierto que amenaza en muchos lugares del país con la devastación del medio ambiente que ya ha producido la Minera San Xavier en el Cerro de San Pedro, San Luis Potosí.
Agresiones semejantes a los pueblos, como las arriba mencionadas se proyectan por cientos en Veracruz, y en muchos estados como Chiapas, Guerrero, Oaxaca, Nayarit…
Los pueblos podrían ganar legalmente los casos, pero ocurriría lo que ha pasado en San Luis Potosí con la mina a cielo abierto: La ley no se cumple, la corrupción prevalece.
Eso es lo que está poniendo en el centro de la discusión la acción civil y pacífica de Temacapulín: Si los gobiernos respetarán a los pueblos, sus derechos y las leyes o si intentarán imponer sus negocios y los de empresas privadas como hasta ahora.
El poder mira con recelo a Tamacapulín, quiere reprimir y calcula el costo político que podría pagar. Los pueblos que resisten a proyectos de muerte semejantes en todo México e incluso en otros países, como Bolivia, también miran: Podría ser el comienzo para retomar un camino más justo y más lúcido. El agua vale más que el oro, la plata, el petróleo o la energía eléctrica. Ninguna energía es limpia ni barata si se paga al costo que se ha pagado, por ejemplo, en Japón. Y el agua solamente puede ser la de los ríos, no la del consumo, porque como dijo Han San: Nadie puede beber agua de un espejismo.
Y como han expresado el Movimiento de Afectados por las Presas y en Defensa de los Ríos y aliados como el Consejo de Comunidades y Ejidos Opositoras a La Parota: “El gobierno en sus distintos niveles es el responsable del conflicto al no respetar las acciones legales que se interpusieron, además de no respetar las medidas cautelares que se tiene la comunidad.”
Exigimos que se respeta la integridad física y no haya represión en Temacapulín.

Anuncios

2 comentarios

  1. CONRADO said,

    3 mayo, 2011 a 0:16 am

    Pienso que debe realizarse un llamado a todo el pais y enviar iniciativas de parte de todos los estados para frenar esta masacre, pues alguien tiene que decirle al gobierno que ya basta de pisotear a los derechos de sus habitantes

  2. tom sanz said,

    10 marzo, 2016 a 13:20 pm

    EL PROGRESO TIENE PRECIO, ya nos vemos con pueblos y sin electricidad ,, YA MADUREN TEMACACOS


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: